La joven desapareció el 11 de abril en la ciudad de Cochabamba, la familia siguió los rastros y halló la vivienda donde la joven estaba retenida

La familia de Damaris A., no bajó los brazos y estuvo por casi diez días tras los rastros de la joven médico. Las imágenes de seguridad del aeropuerto de Trinidad, en Beni, fueron clave para dar con el paradero.

Los padres de la joven se enteraron de que Damaris tomó un vuelo rumbo a la ciudad de Trinidad.

El padre de la joven y los investigadores tuvieron acceso a las cámaras de seguridad e identificaron a quién se llevó a la joven.

“Tenemos la evidencia de que tomó el vuelo Trinidad-Cochabamba. Aquí la recogieron, se ha identificado a la persona”, señaló el padre de la joven en contacto con la plataforma Taxi Noticias.

El padre de la joven señaló que en las imágenes se ve a Damaris y a una mujer quien la recoge del aeropuerto y se la lleva a empujones.

“Hemos identificado a la persona, ahora lo que queremos es que nos diga dónde la tiene”, indicó. Según el padre, la mujer es la exjefa de Damaris de la época, cuando la joven realizaba su “residencia aquí en el materno infantil” de Trinidad.

Este viernes, la familia se encontraba desesperada, pues indicaron que la información se tenía desde el miércoles, pero que la Policía demoraba la intervención alegando que se debía seguir un protocolo.

“Nos piden en la Felcc que esperemos, que cumplamos protocolo, y todo lo demás porque Cochabamba tiene que mandar toda la evidencia. Evidencia ya tienen ellos porque hemos visto las cámaras y ellos han filmado la evidencia, tienen la evidencia”, reclamaba el papá de Damaris.

En tanto, la mujer negaba haber visto a la joven a pesar de las imágenes, relató el padre. Finalmente, la Policía realizó el allanamiento a una vivienda, donde se halló a la joven.

La familia también reveló que tras la desaparición de la joven, apareció una bolsa de plástico negro, en inmediaciones de su vivienda. En el interior de la bolsa hallaron las prendas que Damaris tenía, pero la ropa estaba con manchas de sangre.

Este sábado, el padre de Damaris indicó que su hija se encuentra debilitada de salud, pero estable.

En Cochabamba, la directora de Género Generacional manifestó que el caso ahora es investigado por el presunto delito de trata y tráfico de personas. Añadió que dos personas fueron aprehendidas.

Vía UNITEL

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com