Bolivia registró en mayo temperaturas máximas y mínimas extremas que superan los récords históricos establecidos en todo el territorio nacional, informó este miércoles el estatal Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi).

La pronosticadora del Senamhi, Marisol Portugal, dijo a Xinhua que sigue en vigencia la alerta meteorológica de prioridad naranja por el descenso de las temperaturas y heladas en algunos departamentos del oriente boliviano.

«Hemos registrado temperaturas máximas que han superado sus récords históricos, es decir, temperaturas más calientes de lo normal, y de igual manera en el mes de mayo ya hemos superado récords históricos en temperaturas mínimas, es decir, las temperaturas más bajas que se van registrando», aseveró.

Las anomalías climáticas se han hecho sentir con mayor intensidad en el oriente del país sudamericano. En los departamentos como Santa Cruz (este), Beni (noreste) y poblaciones del Chaco, regiones donde normalmente en esta época de invierno llegan las temperaturas entre 25 y 29 grados centígrados, las temperaturas mínimas han descendido hasta los 3,9 grados bajo cero, superando ampliamente el récord histórico de 2,0 grados registrado en 1949.

Por otro lado, en el occidente boliviano, las temperaturas elevadas máximas han alcanzado los 22,4 grados, superando por poco el récord histórico de 22,2 grados para el mes de mayo, cuando el promedio oscila entre 14 y 17 grados.

A decir de la especialista, los factores que contribuyen este comportamiento en el cambio climático se deben a la «humedad atmosférica» lo que genera un calentamiento radiativo mucho más intenso y un enfriamiento radiativo mucho más rápido y marcado que años anteriores.

Consideró que esta situación se puede relacionar al tema de la cobertura de bosques como elementos importantes para la generación de la humedad.

«Hemos tenido una pérdida bastante importante a causa de los incendios y demás, esto podría atribuirse en parte a este fenómeno», agregó.

Las predicciones del Senamhi indican que el frío continuará intensificándose en los próximos meses, con el ingreso del invierno austral. Se recomienda a la población tomar las medidas de precaución necesarias para protegerse de las temperaturas extremas, tanto del calor como del frío.

La especialista manifestó que el caso de Bolivia es un claro ejemplo de cómo el cambio climático está impactando en diferentes regiones del planeta.

Consideró que los fenómenos meteorológicos extremos se están volviendo cada vez más frecuentes e intensos, lo que representa un desafío importante para la adaptación y la mitigación de sus efectos.

Vía Xinhua News Agency

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com